2006, Fósiles y monstruos: comunidades y redes sociales artísticas en el Estado Español

2006, Lourdes Cilleruelo

Uno de los aspectos más interesantes de la creación artística de Internet – y aspecto diferencial del medio- es aquella que se basa en la comunicación. Este texto centra su atención en la creación de redes sociales en Internet como recurso y práctica artísticai. Su estructura plantea un recorrido a través de la trayectoria de estas plataformas de comunicación y analiza los recursos que han determinado su evolución. Centrado en las iniciativas surgidas en el Estado Español abarca las creaciones desde los inicios de Internet (finales 1994) hasta hoy en día.

En su ensayo Las palabras y las cosas Michael Focault cita dos formas de construir la historia natural. Esta doble concepción de la evolución recogida en las figuras de fósiles (idea de continuidad, memoria) y monstruos (idea de aberración como elemento que permite la emergencia) pueden aplicarse a los dos principales modelos de las comunidades virtuales: el primero en el que se marca la idea de archivo (listas de correos, e-zines, y directorios) que plantea una continuidad una historia lineal, fija e inmutable; y el segundo (folksonomías, blogs y wikis) representado por los monstruos, algo mutable infinito y emergente. Esta segunda idea nos sitúa en la llamada web 2.0, en la construcción de archivos y jerarquías sociales de conocimiento que intentan solucionar problemas como la sobrecarga de información y su carácter heterogéneo.

Dos conclusiones. En primer lugar, los nuevos modelos de comunidades apuestan por una Internet entendida como una gran mente colectiva, donde sus componentes, al igual que las neuronas del cerebro, se rigen por un modelo no jerárquico reforzando sus conexiones según sus intereses, mediante su interacción y comunicación. En segundo lugar, las taxonomías y las folksonomías deben de considerarse como herramientas complementarias. Las fuerzas estabilizantes y desestabilizantes son igual de necesarias puesto que, citando de nuevo a Foucault, mientras que unas mantienen una continuidad (fósil) las otras dejan un resquicio abierto a la evolución (monstruo).

i Para más información sobre el aspecto creativo de la comunicación, véase: Lourdes Cilleruelo: “Arte y comunidades virtuales: el aspecto creativo de la comunicación”. En Laura Baigorri y Lourdes Cilleruelo: Net.art. Prácticas estéticas y políticas en la Red. Brumaria 6, Madrid, Primavera de 2006.